El cine que se viene!

antmanmovieteasingwallpLa mayoría de los espectadores de cine decide qué película verá a pocos pasos de la ventanilla de venta de entradas. Otros quizás elijan el film unos pocos días antes, los jueves después de leer las críticas de los estrenos o luego de ver una promoción televisiva que les llamó la atención. Pero están los cinéfilos: seguidores muy organizados que esperan ansiosos el anuncio de las fechas de lanzamiento de sus películas favoritas y allí están, firmes en sus butacas, la semana de estreno, listos para entregarse a su pasión. Sin embargo, ni siquiera ellos pueden estar seguros de la película que verán el año que viene a esta misma hora y, mucho menos, si tendrán disponible el 18 de junio de 2015 para asistir al estreno de la última invención de Pixar o si el 9 de junio de 2016 podrán ver una nueva entrega de la saga de Spider Man . Pero aunque no haya memoria que dé abasto o calendario que alcance para anotar futuros estrenos, los estudios de Hollywood acaban de salir a conquistar el futuro.

Como colonizadores de lo que vendrá, los productores de los tanques cinematográficos de alcance global se dieron cuenta de que la pelea por la taquilla es cada vez más despiadada y que la clave para ganarla es estrenar las películas más caras en la fecha correcta, cuando los espectadores están más dispuestos a pagar onerosas entradas.

El negocio manda. Si un film costó más de 150 millones de dólares, una cifra estándar para las películas animadas y las historias de superhéroes, la única manera de que los productores recuperen su inversión es estrenarlo durante la temporada alta, de mayo a fines de julio, con un último pico hacia el final del año. Un recorte de tiempo limitado que todos los estudios quieren acaparar porque aunque no existe ningún compromiso contractual que les impida estrenar sus films el mismo día, lo cierto es que la regla no escrita en Hollywood es que la prioridad es del primero que planta bandera en el calendario. Por eso, todos empezaron a reservar sus lugares. Así, en pocos días, la agenda se completó hasta 2018. No importa que todavía no se haya escrito ni una línea del guión ni filmado un cuadro; lo que en verdad importa es saber que el 28 de junio de 2018 el mundo entero podrá disfrutar de un nuevo film de animación de Fox.

Como todo negocio muchas veces multimillonario, el de la industria del cine requiere una cuidadosa planificación y proyección a futuro, un modo de mantener las ganancias para subsistir y de afrontar proyectos prestigiosos y aun menos taquilleros, de esos cuyo éxito se mide no tanto en ingresos en dólares como en cantidad de premios Oscar.

La ciencia de producir películas taquilleras es todo menos exacta y, aunque se reserven las mejores fechas para los lanzamientos globales, no todos los films con vocación de tanques resultan serlo. En una industria cuyo éxito depende del gusto de una audiencia planetaria, los pronósticos son siempre inciertos y lo único que les queda a los estudios es confiar en que una fórmula que funcionó este año sea igualmente efectiva la temporada siguiente. Y el próximo, también. Así, mientras los films protagonizados por superhéroes (The Avengers: Los vengadores, Iron Man 3 y El hombre de acero) consigan llevar un público masivo a las salas, es seguro que ese tipo de película se seguirá produciendo.

El resultado es una cartelera homogénea, integrada por secuelas, precuelas y hasta relanzamientos de personajes ya conocidos y probados, que son presentados en eventos cinematográficos de enormes presupuestos. Y, claro, la consecuencia es su contratara: un cine dispuesto a tomar riesgos creativos muy limitados. Una evidencia que hasta puso en estado de alerta máxima a Steven Spielberg (ET, el extraterrestre, Jurassic Park, Indiana Jones) y George Lucas (La guerra de las galaxias), padres fundadores de un cine comercial (y “pochoclero”) que ya no tiene, según ellos mismos se encargaron de precisar, el espíritu de otros tiempos.

Reunidos en una conferencia universitaria en California, ambos advirtieron sobre los peligros de una industria que está al borde de la “implosión”. De acuerdo con la opinión de Spielberg, la catástrofe es inevitable: “Eventualmente media docena de películas de unos 250 millones de dólares fracasarán en la taquilla y alterarán la industria para siempre. Después de eso, o tal vez un poco antes, se cobrarán precios diferenciados en las entradas de cine. Para ver el próximo Iron Man vas a pagar 25 dólares y para Lincoln pagarás 7”, pronosticó.

“El alto costo de la promoción de las películas y la necesidad de hacerlas accesibles a la mayor cantidad de público posible hacen que los estudios terminen ignorando a las audiencias de nicho. Nuestros films más recientes casi no llegan a estrenarse en los cines. Estamos diciendo que Steven Spielberg y George Lucas no pueden lograr que sus películas consigan salas para su exhibición”, se lamentó el creador de La guerra de las galaxias, que el año pasado le vendió a Disney su célebre estudio, LucasFilm, y todos los derechos de la gran saga galáctica. Así, tal vez en algún momento de 2015, para cuando ya está anunciado el estreno del Episodio VII de La guerra de las galaxias, que dirigirá J.J. Abrams, Lucas deba pelearle un espacio en la cartelera a una película que es hija de su propia creación original. Y ése será sólo el principio. Según se anunció hace pocos meses, a partir de 2015 Disney planea estrenar anualmente una película dedicada al universo de La guerra de las galaxias, al menos hasta 2019, cuando se completaría la nueva trilogía que comenzará con el Episodio VII.

Puede que los pronósticos agoreros de la dupla Spielberg

Lucas suenen exagerados, aunque es difícil encontrar en Hollywood a dos personas más autorizadas en la materia. Lo cierto es que los primeros balances de la temporada 2013 parecen confirmar sus temores. El Llanero Solitario y Titanes del Pacífico, dos de los tanques de mayor presupuesto estrenados en este primer semestre, no cumplieron con las expectativas de recaudación global y, casualmente, fueron los únicos en su tipo que no eran continuaciones de éxitos pasados. Aunque basado en un personaje clásico de la radio y la televisión norteamericanas, luego exportado al resto del mundo, el film protagonizado por Johnny Depp pretendía iniciar una nueva serie, lo mismo que la película de Guillermo del Toro, un director que consiguió contar una historia tan personal como entretenida, una rareza -aunque no la única- en el universo de la industria cinematográfica. Esa que, más allá de los peligros de saturación que empieza a exhibir el mercado, los presupuestos gigantes y las historias cada vez más parecidas a sí mismas, ya tiene sus ojos puestos en el futuro.

LA AGENDA DEL CINE QUE VIENE

Los grandes tanques que llegarán en los próximos cinco años

2014

  • 4 de abril. Capitán América: el soldado del invierno
  • 2 de mayo. El sorprendente Hombre Araña 2
  • 30 de mayo. The Good Dinosaur (Pixar)
  • 13 de junio. Comando especial 2
  • 20 de junio. Cómo entrenar a tu dragón 2
  • 27 de junio. Transformers
  • 16 de diciembre. The Hobbit: There and back again. Cierre de la trilogía

2015

  • 27 de marzo. Los pingüinos de Madagascar
  • 19 de junio. Nuevo proyecto de Pixar
  • 6 de noviembre. El nuevo superhéroe de Marvel en llegar a la gran pantalla, Ant Man.
  • 25 de noviembre. Buscando a Dory, secuela de Buscando a Nemo
  • La guerra de las galaxias. Episodio VII
  • Mumbai Musical
  • The Avengers: Los vengadores 2
  • Batman y Superman

2016

  • 4 de marzo. Proyecto de animación de Disney
  • 18 de marzo. Kung Fu Panda 3
  • 6 de mayo. Proyecto Marvel
  • 10 de junio. El sorprendente Hombre Araña 3
  • 17 de junio. Cómo entrenar a tu dragón 3
  • 17 de junio. Proyecto Pixar
  • 1° de julio. Angry Birds

2017

  • 5 de mayo. Proyecto Marvel
  • 16 de junio. Proyecto Pixar
  • 22 de noviembre. Proyecto Pixar
  • La guerra de las Galaxias. Episodio VIII

2018

  • 9 de marzo. Proyecto animación de Disney
  • 4 de mayo. El sorprendente Hombre Araña 4
  • 15 de junio. Proyecto Pixar

2019

 

  • La guerra de las galaxias. Episodio IX
Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s